Esta pasada semana el Gobierno de México anunció el rescate de tres menores de edad que fueron engañados por el crimen organizado a través de un videojuego.

El subsecretario de Seguridad Pública y Protección Ciudadana (SSPC), Ricardo Mejía, señaló que los jóvenes, de entre 11 y 14 años, fueron contactados a través del videojuego en línea Free Fire desde donde se les ofreció trabajar como vigilantes e informantes del crimen organizado.

«Es un caso que aconteció en Oaxaca y que sigue abierta una carpeta. Se rescataron tres menores en Santa Lucía del Camino el pasado 9 de octubre», dijo Mejía durante la conferencia matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador.

El funcionario explicó que tras establecer contacto a través del videojuego, un hombre identificado como Rafael le ofreció trabajo a uno de los menores en la ciudad de Monterrey. Las funciones del menor serían permanecer en una colina vigilando las frecuencias de radio y avisar si había presencia policial. Por esta actividad, el niño recibiría la cantidad de 8 mil pesos quincenales.

La víctima aceptó el trabajo y se lo comentó a dos amigos suyos, que también quisieron sumarse. El criminal, por su parte, aceptó que los tres menores trabajaran para él.

Según detalló Mejía, uno de los jóvenes se encontró con dos mujeres afuera de una terminal de autobuses en Oaxaca el 4 de octubre. Una de ellas, identificada como Miriam ‘N’, entregó al menor un sobre amarillo con dinero en efectivo para los gastos de viaje a Ciudad de México.

«A través de un trabajo de inteligencia y de un usuario simulado se logra entrar también al juego Free Fire, porque estaban jugando, se puede rastrear la ubicación y es cuando elementos de la Fiscalía y la Policía rescatan a los menores y detienen a Miriam que, como decíamos, ya está vinculada a proceso penal», explicó Mejía.

 Fuente: Contrainformación

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here