La autoridad de salud de Brasil, Anvisa, ha asegurado este miércoles que ha muerto un voluntario en una prueba clínica de la vacuna Covid-19 desarrollada por AstraZeneca y la Universidad de Oxford, y ha añadido que ha recibido los datos de una investigación, según informa Reuters.

El regulador dijo que las pruebas en Brasil seguirán pese a la muerte del voluntario. No han dado más detalles, citando confidencialidad médica de los involucrados en los ensayos.

Por separado, la Universidad Federal de Sao Paulo (que ayuda a coordinar los ensayos de fase 3 en Brasil) ha afirmdo que el voluntario era brasileño. Oxford, en tanto, también ha confirmado que los ensayos continuarán.

Por su parte, el diario O’Globo dice que el fallecido es un voluntario brasileño de 28 años, que murió por complicaciones de coronavirus. Fuentes anónimas han asegurado al diario que recibió dosis de placebo, no de la vacuna. Dice también que el Comité Internacional de Análisis de Seguridad del ensayo recomendó seguir adelante con él.

Fuentes de AstraZeneca han explicado a Redacción Médica que se trata de un caso individual del ensayo clínico en curso de la vacuna de Oxford, por lo que se adhiere «estrictamente a la confidencialidad médica y a las regulaciones de los ensayos clínicos«, si bien, confirma que «se han seguido todos los procesos de revisión requeridos».

«Todos los acontecimientos médicos significativos son cuidadosamente evaluados por los investigadores del ensayo, un comité independiente de supervisión de la seguridad y las autoridades reguladoras. Estas evaluaciones no han dado lugar a ninguna duda sobre la continuidad del ensayo en curso«, han añadido estas mismas fuentes.

Fuente: Redacción Médica

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here